"Su corazón intentó activarse tan rápido que fue incapaz de hacer circular la sangre"

  • El defensa internacional sigue grave tras sufrir una parada cardiorespiratoria cuando disputaba un partido de Liga el sábado.
  • Los doctores que le tratan deben luchar contra el edema cerebral.
  • El desmayo de Puerta pudo deberse a una dolencia que se relaciona con la muerte súbita.

Antonio Puerta, un futbolista profesional de 22 años de edad y uno de los profesionales más atléticos y en forma de la plantilla del Sevilla, pelea por su vida en un hospital. Se desplomó sobre el césped el pasado sábado, tras una carrera en persecución de Pablo Hernández, cuando se llevaban poco más de 30 minutos de juego del primer partido de la Liga en el estadio Sánchez Pizjuán, en el que se enfrentaban el equipo de Nervión y el Getafe.

Las preguntas que, inevitablemente, levanta esta situación son fundamentalmente dos: ¿qué le pasó a Puerta para acabar intubado en un hospital tras sufrir un ataque en pleno partido de fútbol? y ¿cómo puede sucederle algo así a un deportista profesional, joven, sano y controlado médicamente como prácticamente nadie?

Desde el Sevilla se confirma que el jugador pasó hace poco más de 15 días la primera de las pruebas de esfuerzo a las que se somete a toda la plantilla en el Centro de Alto Rendimiento de La Cartuja, realizadas al alimón entre los médicos del club y del citado organismo deportivo.

Puerta sigue "en situación crítica". El jugador necesita "ventilación mecánica y sedación", según el último parte médico.- Podría sufrir daños cerebrales

Será padre el 20 de septiembre, esperemos que se recupere