La forma de ocultar los iconos del escritorio para conseguir un escritorio limpio en cuestión de segundos:
Click en el botón derecho del ratón, en un sitio vacio del escritorio > Organizar iconos > Desmarcar la opción “Mostrar iconos del escritorio”. Evidentemente, para volver a mostrarlos solamente hay que volver a marcar la misma opción.


Vía/Bitelia