La mejor forma de darles una utilidad a la montaña de fotografías digitales que almacenas en disco es crear una presentación de diapositivas como protector de pantalla.

Haz clic con el botón derecho en un punto vacío del escritorio y haz clic en Propiedades.
Haz clic en la pestaña Protector de pantalla.En la lista del Protector de pantalla, haz clic en Mis imágenes.
Haz clic en Configuración para realizar los ajustes necesarios, como la frecuencia de cambio de las imágenes, el tamaño, y si habrá efectos de transición entre las imágenes, haz click en Aceptar.

Ahora el Protector de pantalla es una muestra aleatoria de las imágenes sacadas de la carpeta Mis imágenes.

Vía/TecnoChica