En Public Domain Torrents tienen más de 800 películas clásicas de dominio público (es decir, que no están sujetas a derechos).
Lo bueno es que practicamente todas estan convertidas al formato que sirve para verlas en el iPod.
Para descargarlas es necesario un cliente de BitTorrent. Por ejemplo en Windows podeis usar Azureus, y en Mac XTorrent.